Día 38: Levante-R. Sociedad (0-4) o cuando Zuru sacó las tijeras

Esta temporada a la Real Sociedad le corresponde emular a la selección francesa de rugby. Cada semana, como los galos en 2007, el conjunto de David Moyes escucha el haka del contrincante. El equipo txuri-urdin está obligado a convivir con la incómoda dinámica de recibir al rival que el Real Madrid −normalmente- apalea siete días antes. Con el furor entre los dientes, el derrotado ansía responder a sus aficionados con un mensaje tranquilizador, y por desgracia, es siempre la Real la que espera al otro lado de la divisoria. Hay una gran diferencia que separa al equipo guipuzcoano de la selección de nuestros vecinos: ellos plantaron cara al rugido de los neozelandeses; posándose a una distancia mínima, impolutos, y entendiendo el resultado como una cuestión de actitud, allí se plantaron con sus botines. La Real, en cambio, aún está buscando una posición de confort. Sin tiempo para fijarse en el rival, la rutina de cada fin de semana es que los jugadores de la escuadra guipuzcoana prueban con mirarse de arriba abajo en un intento de reconocerse. Pero el domingo fue diferente, levantaron la cabeza, y por un momento se sintieron grandes ante un diminuto Levante de Lucas Alcaraz.

El encuentro

XI: Rulli; Zaldúa, Mikel, Iñigo, Yuri; Xabi Prieto, Markel, Illarra, Zurutuza; Vela, Agirretxe (4-4-2)

Bajas: De la Bella, Reyes, Jonathas, Raúl Navas, Granero

Levante: Rubén; Morales, Simao, Feddal, Juanfran, Toño; Camarassa, Jose Mari, Lerma; Roger, Deyverson (3-5-2)

Tirada la referencia al deporte que nunca me enamoró, entremos de lleno en materia. No está de más empezar con rotundidad: la Real Sociedad no jugó bien al fútbol en el Ciutat de Valencia. Sin embargo, sí consiguió hacerse más grande que su rival (estatus que no alcanzó el año pasado en el mismo estadio). Pasando la construcción por raso a un segundo plano, los de David Moyes se apoyaron en una doble columna defensiva que desquició a un equipo levantinista de escasos registros ofensivos.

Consecuencia de pérdida con el 4-2-4

Captura del Levante-Real Sociedad del año pasado. En aquella ocasión la Real, a diferencia de este domingo, acumuló demasiados efectivos por delante de balón

Paso previo a mostrar los números y los detalles críticos que decantaron el encuentro, es preciso apuntar que la actuación de la defensa del Levante estuvo a la altura de aquella de Doria, pero en esta ocasión las culpas se las repartieron entre Feddal, Juanfran, Simao Mate y Toño. A partir de esta premisa se entiende mejor el vacío en el primer gol (minuto 8), en el que Agirretxe, con una preciosa volea elimina a cuatro hombres para que defina Vela. En condiciones normales (evidentemente hablamos del colista de La Liga) un 4vs1 (centrales + lateral izquierdo + portero) nunca debería tener semejante desarrollo.

accion del gol

Acción del 0-1 (minuto 8)

Para entonces la Real ya había llegado al arco de Rubén gracias a un mal despeje de Feddal, que recogió Zurutuza y sirvió a Xabi Prieto, titular en la mañana del domingo en detrimento de Canales. El capitán donostiarra, certero durante todo el duelo (inclusive en defensa, sí), cruzó un balón al segundo palo, donde esperaba Vela, pero el mejicano no culminó.

dos líneas juntas, extremos de cara 1

Por delante en el marcador, los visitantes mantuvieron en funcionamiento el chip de las disputas. Como viene haciendo toda la temporada, la Real cubrió su espalda acurrucándose con las dos líneas de cuatro, pero su presión no fue tan notoria como, por ejemplo, en Granada. Esto último es lógico teniendo presente que el Levante, sin tener mayor pressing que la de Agirretxe y Vela, no centró esfuerzos en salir desde atrás. Si no eran balones al lateral, el conjunto local focalizaba en el carril central para montarse en las segundas jugadas que tanto Deyverson como Roger estaban llamados a generar.

altura presion real

Jugada tipo en la que el Levante inicia jugada con los centrales. Jose Mari (círculo central) hace de eje y los interiores se arriman a los delanteros para cazar las descargas de Deyverson y Roger. Los laterales, Morales y Toño, ensanchan el campo colocándose en la línea de cal

Pero la Real cerró las compuertas (el cuadrado Mikel, Iñigo, Illarra y Markel impidió que el Levante encontrara ventajas por dentro) y basculó siempre a tiempo (Zurutuza y Prieto lo vieron todo de cara) para que el Levante no empleara su mejor arma: el juego lateral. Herido por los errores del año pasado, Moyes ajustó la altura de su segunda línea y blindó las alas para que Morales y Toño ni siquiera vieran el horizonte. Solamente en una ocasión, en la que Zaldúa concedió metros al lateral zurdo del Levante, Rulli tuvo que intervenir con efectividad que define a su fútbol. Por otro lado, tal y como sucediera hace pocas semanas en Los Cármenes, el duelo físico se tornó en favor del lado blanquiazul. Una baza que en contextos como el del domingo suele jugar un papel mayúsculo.

estadi priem

Fuente de datos: Squawka

Mérito doble el de Markel y Mikel, que supieron jugar con una amarilla desde el minuto 14. En general todos estuvieron avispados a la hora de transitar tras perder el balón; Bergara e Illarra se coordinaban para repartir ayudas en los costados cuando el Levante escoraba su ataque, de manera que cuando el equipo granota pretendía encender el mechero, la Real ya estaba asentada en su fortín de hielo. En cuanto al juego posicional, con la salvedad de las situaciones en que el rival invitaba claramente a jugar en corto, volvió a resaltar el cargante juego en largo. En esta ocasión ni el propio Illarramendi se salvó del vacío en la elaboración.

Illarrra 1T

Mapa de pases de Illarramendi en el 1T (Foto. Squawka)

illarra 2T

Mapa de pases de Illarramendi en el 2T (Foto. Squawka)

 

 

 

 

 

 

Tener a Xabi Prieto a un lado y a Agirretxe/Zurutuza en el otro fue la justificación del juego directo. Quizás por ahí corra el sentido de la titularidad del capitán. Además, su presencia coincidió con que a Toño se le olvidara el retrovisor en casa. La Real abusó de su espalda sin intención de engañar a nadie. Por su lado (min. 19 y 40) llegaron los dos remates en solitario de Zuru a centro de Vela primero, y de Xabi Prieto más tarde. A medio camino entre una y otra ocasión, Agirretxe (que ya suma 6 tantos y se mantiene en el grupo de los elegidos) había anotado el 0-2 tras otro buen envío de Prieto desde la derecha (clave la participación de Vela para generar la superioridad numérica). Las facilidades que estaba concediendo el conjunto local evidenciaba dos afirmaciones: 1) la Real tiene mucho y bueno arriba, y 2), pero precisamente la motriz de sus problemas es que carece de mecanismos para potenciar sus puntos fuertes si su rival no concede en demasía.

Las micro-sociedades Vela-Prieto-Zaldúa y Agirretxe-Zuru-Yuri generaron espacios tímidamente en el lado contrario, desprotegido en gran medida por la flacidez de la zaga levantinista. Si hay que rescatar algún patrón en el juego colectivo, una de las pocas figuras que sí sumó de verdad para el grupo fue David Zurutuza. Sus contribuciones en los 83 minutos que estuvo en el césped son la mejor prueba de que, aun no jugando en su hábitat natural, está metiendo al equipo en campo contrario con sus toques de más y soltando en el momento exacto para que su lateral (notable rendimiento de Yuri) profundice hasta línea de fondo. Respecto a su actuación defensiva, es mejor que las imágenes hablen por si solas:

Para el segundo tiempo Lucas Alcaraz introdujo una nueva referencia (Ghilas) a la que marcar. Con mayores distracciones por dentro y con la misma amplitud por fuera, el Levante llegó a dominar por primera vez en el partido. Fue un tramo de 10-15 minutos (del 55′ al 70′ más o menos) en el que por primera vez el conjunto anfitrión actuó como tal. Aunque su arma fuera de doble filo (provocas desorden arriba, pero también desamparas a la defensa), la Real necesitaba auxilio para impedir que el Levante se metiera en el partido.

defensa estrecha, defensA zuru + XP

Yuri y Zaldúa cierran hacia el centro para posibles coberturas a los centrales. La defensa centra toda su atención en Roger, Deryverson y Ghilas. Zurutuza y Xabi Prieto más exigidos en el 1vs1 con los laterales levantinistas

Moyes miró a su banquillo e introdujo al Chory Castro para alejar el balón de área propia y ajustó a Zurutuza (luego entró Canales) en el carril central para pausar el ritmo de un partido resuelto casi en toda su totalidad. El efecto fue inmediato: 0-3 en el 83′ (nace en una una pérdida de Morales) a remate del uruguayo y 0-4 tras jugada de éste, Canales y Vela. En este sentido, si en el párrafo anterior echábamos la red en búsqueda de constantes, parece una realidad que las sustituciones (tardías o no) están aportando.

La última nota va dedicada al balón parado, ya que otorgar todo tipo de estrategia al liderazgo de Illarramendi no está dando ningún resultado. Además de no buscar la originalidad (balones al primer palo), las ejecuciones de Asier ganan y pierden altura de manera muy inocente. Quitando una falta lateral enviada al corazón el área en el primer tiempo, la Real estuvo lejos de rematar con peligro en parado. En definitiva, la experiencia en el Ciutat de Valencia ha servido para saber dónde está el equipo y conocer cuáles son las consecuencias de dar espacio al talento. En las próximas semanas será difícil que las ventajas sean independientes del juego colectivo. Igualmente, dentro de cinco días la estructura defensiva se somete a un examen de vértigo ante el Celta de Berizzo. Será entonces cuando advirtamos si la Real de Moyes tiene su propio grito de guerra, o por el contrario vuelve a dar unos pasos hacia atrás.

Moyes“Hemos tenido muchas oportunidades. Vela ha tenido una en los primeros cinco minutos, ha marcado dos goles… Zurutuza ha tenido dos ocasiones claras…[…] Ahora debemos aprovechar el momento. Ha habido partidos en los que hemos jugado mejor y no llegaron los goles. Hoy sí han llegado, el juego ha sido bueno. Hasta la fecha eramos el partido que menos tiraba a puerta de La Liga, pero teníamos buenas estadísticas  en las posesiones, pases y centros. Sin embargo es el gol lo que cuenta, y hoy hemos aprovechado nuestras oportunidades, esperemos que siga así”

Alcaraz: “Nos hubiera gustado que el partido se hubiera desarrollado de otra manera. Pero entre que han sido superiores y que en momentos determinados no hemos sido capaces de meternos en el partido eso ha llevado a que se haya desarrollado la distancia en el juego […] Hemos estado imprecisos en general, no solo en defensa […] Las dos partes han sido muy parecidas. A lo mejor en la segunda parte hemos insistido en ser más verticales, pero en cuanto a número de ocasiones ha sido muy parecido”

Sustituciones: Chory Castro por Agirretxe (75′). Canales por Zurutuza (83′) y debut de Mikel Oiarzabal (sustituyó a Carlos Vela en el 85′)

↑Aplauso de la semana: si aptitud y actitud entran juego, Zurutuza se lleva el galardón por haber reducido metros de manera continua en la banda que más insistió el Levante.

↓Suspenso de la semana:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s