Día 25: Athletic-Real Sociedad (1-1) o cuando el león vistió de azul

La visita a San Mamés siempre es un buen momento para hacer un despliegue de todas tus facultades e intentar disimular tus defectos con la pasión por ganar. Pero el pasado nos había mandado un aviso, porque ya en el partido de la primera vuelta la Real y el Athletic manifestaron que el manejo de la pelota no era un punto fuerte de su registro futbolístico. Aquel partido fue una suma de imprecisiones, despejes, intensidad de ambos conjuntos en la presión, cierta predilección por el juego lateral (en su mayoría organizado con pases horizontales) e innumerables  envíos en largo. Cinco meses después, el Athletic recibía al rival fronterizo con Aduriz como máximo exponente de su juego. En lo que a la Real se refiere, precisamente la ausencia de su referencia (Carlos Vela) fue un golpe al que Moyes no encontró la manera de suavizar. Y así, sin grandes progresiones en sus sistemas, nos encontrábamos ante una de las fiestas más preciadas del fútbol español. Porque un derbi siempre es un derbi, al fin y al cabo.

El encuentro

XI: Rulli; Carlos Martínez, Mikel, Iñigo, De la Bella; Markel, Rubén Pardo; Xabi Prieto, Zurutuza, Chory; Vela (4-3-3/4-2-3-1)

Bajas: Ansotegi

Athletic: Iraizoz; Iraola, Gurpegi, Laporte, Balenciaga; San Jose, Beñat; Susaeta, Aketxe, Iñaki Williams; Aduriz (4-2-3-1/4-3-3)

La Real lo volvió a hacer. Con la clara intención del entrenador tatuada en sus piernas, los txuri-urdines volvieron a saltar al césped como si de aquel partido dependiese su existencia. Esta vez no hubo tanta suerte como en Anoeta, donde el gol cayó a los tres minutos, pero sí que la presión realista desestabilizó todo ataque posicional de los bilbaínos.

presion 2Presion Real 1

Sin un 9 de referencia (Moyes colocó a Vela en el centro del ataque), Zurutuza fue el que acompañó al futbolista mejicano en la primera línea de presión de un definido 4-4-2. La Real se ciñó a juntar las líneas y tener vigilancias especiales sobre los puntos de salida del Athletic, a saber: Markel o Pardo (dependiendo de la zona por donde se moviera el centrocampista rojiblanco) ataban en corto a Beñat (Zurutuza cuando no presionaba, también cerraba por dentro), los laterales y los extremos (especialmente sacrificado Xabi Prieto) cerraban por fuera y por último los centrales tenían la complicada tarea de salir a por Aduriz.

Xabi Prieto def

Sacrificio defensivo de Xabi Prieto en el derbi vasco (Foto: Squawka).

Que Mikel San José fuera un recurso que Valverde se guardaba para las oportunidades a balón parado (además de barrer todo lo que transitara por la espalda de Beñat) también significaba una mayor dificultad en la creación de jugadas desde el área propia. En esta escasez es donde la Real se hizo fuerte y en 15 minutos pudo llegar al área de Iraizoz por robos que siempre se resolvían en la banda izquierda. En la espalda de Iraola fue donde Chory, De la Bella, Zuru y en menor medida Vela ganaron por velocidad a Mikel San José y Gurpegi.

La Real estaba demostrando que con David Moyes en el banquillo los conceptos sin balón eran la letra “A” de su abecedario. A la hora de mover la pelota, sin embargo, las carencias se multiplicaban. El Athletic había apretado con la misma agresividad en la ida y la Real había suspendido estrepitosamente, por lo que carecería de sentido si los de Valverde no hubieran hecho lo mismo ante la atenta mirada de la parroquia bilbaína.

presion athletic

El Athletic presionaba con Aduriz y Aketxe a los centrales, cerraba por banda con los extremos y utilizaba a Beñat para intentar que Markel y principalmente Pardo no pudieran girarse.

Zurutuza se destapó como el único punto de apoyo en el que el conjunto donostiarra podía confiar su salida. Participativo en las dos bandas, ‘Zuru’ retenía, provocaba la falta o soltaba el balón con el timming adecuado para dar aire a los pocos ataques estáticos que los visitantes lograron ejecutar. A continuación enlazo el vídeo de la actuación individual del mediapunta vasco-francés. En el documento también he querido incluir las acciones de Carlos Martínez, que fue otro de los jugadores destacados en su oficio (buenas coberturas, despejes críticos y notable colocación ante Iñaki Williams).

La mejor ocasión de los leones surgió desde el contraataque, como no podía ser de otra manera. En un córner ofensivo mal defendido (error de las vigilancias) por la Real, Aduriz culminó la jugada (sin marcaje alguno, ya que De la Bella miró al balón en vez de tener en cuenta el entorno) en el segundo palo con un cabezazo que solamente Rulli se vio capaz de detener.  En cuanto al resto de llegadas, solamente el propio Aduriz y las segundas jugadas que éste provocaba cerca del área txuri-urdin fueron dignas de mención. Pero como he comentado, la defensa realista estuvo atenta corrigiendo y achicando espacios. La Real se sentía superior, la afición y el equipo rival lo notaban, pero en materia de ocasiones el contador estaba igualado.

Por otro lado, el buen hacer de la Real en las zonas intermedias dejaba fuera del mapa a Aketxe, quien tenía que retroceder muchos metros pasar ser una línea de pase. Es por esto que el carril central, sin ser esta la primera ni la última vez de la temporada, convertía al Athletic en un objetivo dócil para cualquier defensa ordenada.

Mapa de pases de Aketxe en todo el partido. Pases laterales y salvo excepciones ninguno frontal (Foto: FourFourTwo).

Mapa de pases de Aketxe en todo el partido.(Foto: FourFourTwo).

Lineas juntas 4-4-2

La Real defendiendo en 4-4-2.

En la reanudación del segundo tiempo el discurso continuó el ritmo de la primera mitad. Pero en un inesperado cambio de los acontecimientos, el Athletic se encontró con un penalti que Aduriz no malgastó (la acción, por cierto, nace en un nuevo centro lateral al delantero guipuzcoano). No poco crispados con la situación, a la Real le crecieron los enanos con la expulsión de Mikel González. Elustondo sustituiría a Chory Castro y Moyes se decantaría por un 4-4-1 (Zurutuza banda izquierda) con Vela liderando en solitario el frente.

Hablando del mejicano, a pesar de ocupar la zona del 9 en el dibujo inicial, su radio de acción estuvo durante muchos minutos lejos de ser el de un punta clásico. De hecho, durante muchos minutos Zurutuza pisó más área que Carlitos para que éste aprovechara el espacio generado en pro de girar al equipo de un lado a otro.

vela sale zuru referencia 1!

Vela sale, Zuru ataca la zona del 9 (I).

En principio, no sonaba nada mal que dotados en la técnica como Pardo, Prieto y Vela se juntasen en una misma zona del campo. En la práctica, en cambio, el resultado no fue como sucede en los videojuegos. La figura de Vela se difuminaba lentamente porque el equipo insistía en llegar a la banda y mandar un centro al corazón del área. Eso si se llegaba a línea de fondo, porque lo normal suele ser que chocan contra el muro rival. Un gran problema de esta Real es que la invade un “espíritu Premier” que no la deja imprimir pausa en sus ataques. ¿Cuántos cambios de orientación vemos a lo largo de los 90′? Todo es hacia el frente, como si no hubiera un mañana. Pareciera que al otro lado nunca hay un compañero que espera el balón.apoya vela carga zuru

Pero esto no es Inglaterra, y Carlos Martínez no es Seamus Coleman (el lateral realista, a pesar de su buen partido, no puso ningún centro de buena compostura). Y por eso a lo largo del año la Real no ha mostrado señales de saber transitar con velocidad y ni mucho menos, salvo tramos excepcionales (vs Eibar, Celta, Getafe…), ha exhibido grandes ejemplos de ataques organizados.

sale vela carga zuru 3

Vela sale, Zuru ataca la zona del 9 (III).

Lo que sí podemos garantizar es que, con David Moyes al mando del área técnica, cualquier jugador que salte al campo, independientemente del estado en el que se encuentre su equipo, deberá hacer homenaje al sacrificio. Y precisamente en esta faceta es donde el equipo txuri-urdin ha crecido en los últimos meses. Eso supondrá que incluso en San Mamés, con inferioridad numérica y por debajo en el resultado, la grada podrá creer en un buen final.

Aproximadamente 10 minutos después del 1-0, gracias al movimiento que citábamos entre Zuru y Vela (y a la conexión de éste con Pardo para cambiar la orientación del juego), De la Bella pudo incurrir por la banda izquierda y obrar una maravilla con su pie derecho.

accion del gol movimiento zuru

Acción del gol (I).

Acción del gol (II).

Acción del gol (II).

Con media hora por delante, y siendo el 1-1 una granizada de adrenalina interminable, la líneas blanquiazules apretaron los dientes hasta el último respiro. El Athletic apostó por meter altura (Viguera) y amplitud (De Marcos) para que los centros laterales ganaran contenido. Pero como veréis en la siguiente instantánea, en pocas ocasiones la zaga donostiarra se vio intimidada:

centros Athletic

El Athletic realizó 44 centros desde la banda (el doble que en el partido de Anoeta), la mitad de ellos (23) se llevaron a cabo a partir de la expulsión de Mikel González (Foto: Squawka)

Esta gran fortaleza se explica con el nombre de Iñigo Martínez, y aunque suene a cuento tragicómico, también debido a la gran adaptación de Elustondo (2/2 intercepciones, 100% de acierto en duelos aéreos y 9 despejes  restantes) en el puesto de acompañante.

Lo que sí sonó a fantasía fue la manera en que Carlos Vela, hombre hollywoodense, esquivó las piernas de la zaga vizcaína para intimidar a Gorka Iraizoz. Muy claro lo tuvo que ver Moyes en el 78′ cuando decidió sacarlo del campo para meter a Canales. Porque el internacional mejicano estaba haciendo la de Oliver Atom. Qué bárbaro.

En términos generales no fue un gran derbi. Como en la primera vuelta, el entorno superó el nivel de lo sucedido en el césped. Lo que no hay duda es de la conclusión que cuelga sobre el tenderete; una vez finalizado este segundo y definitivo duelo es que los que visten de rojiblanco tendrán que empezar a ganarse la etiqueta felina que les representa para doblegar a los que hasta hoy, siendo ellos los auténticos leones, visten de azul y blanco.

Moyes: “Muy buen punto. En cuanto al juego, fue difícil desde la expulsión. Los jugadores ganaron crédito marcando un gol estando con uno menos. Podía haber sido peor, pero han mostrado un gran espíritu de sacrificio. Hicimos buenos movimientos estando con diez y hemos defendido muy bien. […] Jugamos realmente bien en el primer tiempo. Salimos de la misma manera en el segundo periodo, intentando crear más oportunidades. Estaba contento, pero el partido cambió con la decisión del árbitro. […] Me gustaría que mi equipo jugara mejor, lo de hoy solo es el principio. Lo vengo diciendo estas semanas, estamos teniendo malos resultados, pero los jugadores están mejorando. Ellos están trabajando muy fuerte y lo demostramos esta noche”.

Valverde: “No nos quedamos con un buen sabor de boca, ni por el resultado ni tampoco con el partido. No hemos estado tan bien como esperábamos y la Real ha estado muy bien. […] Me he cabreado al final del partido porque parecía que se iba a producir una situación de ataque de la Real, cuando no nos lo podíamos permitir. Nuestra idea era tener un soporte en el juego y a partir de ahí tener opción tanto en la primera jugada como en la segunda. Incluso en una tercera. […] Ellos se han acoplado bien a la situación de jugar con uno menos. […] El gol les ha reforzado y a nosotros nos ha faltado un poco de paciencia y también calidad en esos últimos metros para decidir el partido. […] Hemos pecado de precipitación en el primer tiempo. Ha habido un momento en el que cada vez que golpeábamos el balón, le dábamos a uno de los nuestros. Estábamos propiciando nosotros mismo el ataque de la Real. 

 Sustituciones:  Chory Castro fue sustituído por mera cuestión de necesidad tras la expulsión (Elustondo realizó demostró gran serenidad en la media hora que disputó). Y Canales entró por Vela en el 78′.

↑ Aplauso de la semana: Carlos Martínez y De la Bella. Buena coordinación con los centrales para así poner el candado a su banda y evitar que las llegadas por fuera del Athletic fueran una amenaza.

↓ Suspenso de la semana: El entrenador sabe mucho más sobre sus jugadores que el espectador que disfruta del partido desde el sillón de su casa. Pero me pareció desconcertante la sustitución de Vela por Canales (78′). Lejos de dejar rastros de flaqueza, la estrella mexicana parecía estar jugando al fútbol con el mando de la PlayStation.

Nota: todas las imágenes se pueden ampliar haciendo click.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s